democracia

Problemas de la Democracia

Anne Applebaum prevé el posibel ocaso de la democracia…. relata el avance de los populismos en Europa y Estados Unidos e intenta buscar una explicación: no bastan los líderes carismáticos, se necesita de una clase intelectual que intermedie, manipule y azuce…. el autoritarismo es algo qu eatrae simplemente a las personas que no toleran la complejidad: no hay unada intrínseco «de izquierdas» o «de derechas» en ese instinto. Es meramente antiplurlista; recela de las pesonas con ideas distintas y es alérgico d los debates acalorados…  Escribió el libro El ocaso de las democracias, El Mercurio, 18 julio 2021

¿Qué está fallando en nuestra democracia? El compromiso y la decencia. Los chilenos acudimos, una vez más, a votar en paz. Pero luego les toca el turno a las autoridades. Y, a muchas, les falta compromiso y decencia, los dos componentes más importantes que deben poseer quienes son elegidos o nombrados en cargos del Estado. Karen Ebensperger, 30 septiembre 2022

Democracia como suma cero

permite entender que los ideólogos principales del Frente Amplio tiendan a mirar la democracia como un juego de suma cero, aunque eso signifique la estrechísima victoria de 51 % de los votos en contra del 49 % restante. Por lo mismo, esta visión entiende la Constitución como una carta de triunfo de un sector ideológico en contra de otro; y la idea de una “casa de todos” no sería más que una artimaña del adversario para, casi por secretaría, triunfar en contra del proyecto propio.

Pero es importante poner sobre la mesa el hecho de que la visión de la democracia como conflicto, o como un juego de suma cero, no se encuentra solo presente en la extrema izquierda, representada por el Frente Amplio, sino también en la extrema derecha, representada por el Partido Republicano. Aunque los dirigentes de este partido no validen la violencia política, como efectivamente lo han hecho sus pares del Frente Amplio, sí tienden a mirar la política como una relación amigo-enemigo. Valentina Verbal, 30 septiembre 2022

«El ocaso de la democracia»: Para reflexionar de manera informada

En su último trabajo, la periodista e historiadora estadounidense Anne Applebaum (Debate, 2021) reflexiona acerca del sistema político, los regímenes de gobierno y las consecuencias que la crisis sanitaria puede acarrear a un nivel global.

Por Martín Parra Olave    Publicado el 2.7.2021

La periodista y escritora Anne Applebaum (Washington, 1964) es especialista en teoría comunista y desarrollo de la sociedad, centrando sus investigaciones en la exUnión Soviética y Europa del Este. En el año 2004 obtuvo el Premio Pulitzer por su obra Gulag, una descarnada historia de los campos de concentración soviéticos.

En El ocaso de la democracia (Debate, 2021) su último trabajo, Applebaum reflexiona sobre el sistema, las democracias y las consecuencias que la crisis sanitaria puede acarrear.

En este trabajo su reflexión apunta a exponer de forma clara y concisa las trampas del nacionalismo y de la autocracia. Explicando las razones de la rápida penetración de los mensajes simples y radicales que plantean algunas voces más populistas y extremas.

Lo que estaría pasando, es que gran parte de la población estaría cansada de políticos tradicionales que no consiguen solucionar los problemas de manera rápida y efectiva. Es por esto, que frente a este descontento popular se generan voces más radicales que prometen solucionar todo sin demorar.

Sin embargo, este tipo de promesas generalmente van emparejadas con medidas extremas, como por ejemplo, expulsión de inmigrantes, disminución de derechos civiles y un endurecimiento de la opresión policial y militar contra las disidencias políticas.

Applebaum, va bosquejando los perfiles de los “nuevos defensores de las ideas antiliberales y denuncia cómo estas élites autoritarias utilizan las teorías de la conspiración, la polarización política y el terrorífico alcance de las redes sociales”.

Generalmente apelan a un sentimentalismo nacionalista, exacerbando promesas de una nueva nación, libre de los extranjeros y los problemas que ellos traen. Este tipo de promesas siempre apelan a la refundación, que es una forma de comprometer y arrastrar a grandes grupos de la población mediante la utilización de herramientas violentas.

La propuesta de la autora es también reflexionar acerca de los usos y mal usos de la red y de las redes sociales. Una aproximación critica que intenta descubrir las formas en que operan estos espacios como plataformas de división.

El manejo de información y el uso de los datos son hoy en día temas relevantes que no pueden dejarse pasar: ¿Qué formas de comunicación nos esperan para los próximos años?, ¿quién las maneja?, ¿a través de qué mecanismos se divulgarán las propuestas políticas de los candidatos?

En Latinoamérica, y especialmente en Chile, se están iniciado procesos transformadores, y en este sentido el trabajo de Applebaum, podría ser perfectamente una forma de reflexionar acerca de ciertos peligros y tentaciones del populismo.

Sin embargo, no debemos olvidar que cada nación y cada país obedece a su historia, y los cambios que quiera llevar adelante deben ser soberanos y democráticos. Si bien es cierto que hoy más que nunca, pareciera que los problemas de los populismos acechan, no es menos importante recordar que el capitalismo y la supuesta alianza con la democracia, no ha sido ninguna solución en décadas.

Por el contrario, la unión económica y política que ha gobernado en los últimos años en muchos países, no ha traído grandes beneficios a vastos sectores de la población, los que han visto crecer su pobreza y desigualdad de forma permanente.

Entonces, cuando Applebaum señala que: «El resentimiento, la envidia y, sobre todo, la creencia de que el ‘sistema’ es injusto —no solo con el país, sino con uno mismo—», lo que nos está diciendo, es que resulta de suma importancia mantener los ojos abiertos y reflexionar de manera informada y responsable, acerca de nuestra realidad y nuestra sociedad.

En este sentido, la autora norteamericana pone en circulación un libro interesante, de fácil lectura y que puede entregar ciertos lineamientos básicos a un lector iniciado y curioso.

Martín Parra Olave es licenciado en gobierno y gestión pública de la Universidad de Chile y magíster en letras de la Pontificia Universidad Católica de Chile.

Referencias a la democracia

«… el mundo asiste hoy día a un declive global de la democracia liberal, advertencia que vienen repitiendo los más prestigiosos estudios de medición de la democracia». Maria de los Angeles Fernández, 3 septiembre 2022

está claro que el modelo actual de democracia liberal es inoperante y absurdo y su proceso de elección de líderes es ineficaz (los presidentes salen elegidos con el apoyo de una quinta parte de los ciudadanos), y cuando se vota en no pocos casos se hace en negativo, porque aunque uno no acabe entusiasmado con opciones políticas que le son ajenas, siente que las propias le han defraudado.  En definitiva, ¿cómo va a confiar el ciudadano en la política si no suelen mantenerse los compromisos electorales, ni se centran en las demandas y necesidades reales de la ciudadanía? El Pais 26 septiembre 2022, Carmen Domingo es escritora. Su último libro es Derecho a decidir. El mercado y el cuerpo de la mujer

El octubrismo y sus consecuencias

La democracia enfrenta demasiados enemigos para dejarla abandonada a su suerte. Defender el Estado de derecho es a estas alturas un piso mínimo ante la deriva autoritaria y populista que nos amenaza desde las sombras. Boric y su círculo de hierro harían bien en tenerlo en mente.

Bibliografia

Otras publicaciones

¿Qué tiene que ver la ética con la protección de la democracia? Mucho. Ya pasado el plebiscito acerca de la nueva Constitución, será más necesario que nunca hablar sobre la relevancia de proteger nuestra democracia y la convivencia pacífica como requisitos para alcanzar los acuerdos básicos en torno a nuestros objetivos de desarrollo como país. Más allá del resultado, lo que queda en evidencia es que la democracia requiere un consenso esencial y primordial: la política es necesaria, las instituciones republicanas deben ser preservadas, las actividades pública y privada deben conducirse bajo altos estándares de integridad y los ciudadanos debemos involucrarnos en los temas país. Esto es un gran imperativo ético. Tamaa Agnic, 3 septiembre 2022